miércoles, 10 de mayo de 2017

GUARDIANES DE LA GALAXIA VOL .2

Guardianes de la Galaxia Vol.2 o como seguir metiendo temazos en una película sin que quede raro como en Suicide Squad. 

Así es chicxs, hoy os traigo la crítica de la segunda (y esperada) parte de Guardianes de la Galaxia, dirigida de nuevo por James Gunn
En este caso, la historia nos presenta a los Guardianes siendo ya un grupo al que se puede contratar para que protejan cosas (por esto de que salvaron la galaxia y tal). Sin embargo, su último encargo no salió del todo bien, y se ven obligados a huir, cayendo en un planeta en el cual se encuentran con un tipo llamado Ego, que revelará una serie de cosas muy impactantes a nuestros protagonistas. Y luego pasarán cosas aún más impactantes que nos dejaran en plan: BITCH I´M SHOOK

Este resumen de la historia es un poco de aquella manera, pero así mejor porque solo sabéis lo justo y así os sorprendéis más cuando vayáis a verla al cine. Antes de entrar a decir que me ha gustado y que no, la pregunta del millón: ¿esta película es mejor que la primera? Para mi, no. 
Esto es por la sencilla razón de que en la primera la fórmula era totalmente novedosa, no se había hecho nada parecido, con lo cual era más impactante que ahora, que al fin y al cabo, y por muy divertida que pueda ser, esta segunda parte es más de lo mismo. ¿Esto quiere decir que es mala? Para nada, y ahora paso a exponer mi opinión sobre el tema :)

En esta ocasión no hay una clara diferencia para mi entre lo bueno y lo malo de la película, porque está todo como entremezclado, así que allá vamos: 
Una de las cosas por la que destaca la película es por su humor. Sin exagerar, casi el 80% de la película está plagada de chistes para que te rías. 
Esto está bien durante un rato, sobretodo los gags que están pensados para que se metan unos con otros (que siempre es gracioso de ver), pero al final a mi había algunos que me sobraban, pues cuando hay momentos emotivos a mi me habría gustado que dejaran los chistes de lado por un momento, que tampoco pasaba nada. 

Otra cosa que me ha gustado es que el peso de la historia recae bastante en casi todos los personajes, no hay uno que destaque excesivamente por encima de los otros, se nota que son más un equipo (aunque al final el que destaca acaba siendo Peter, aka Star Lord) y eso me gusta, porque así no hay sobrecarga de uno de los personajes. Además, hay relaciones entre ellos que se trabajan muy bien y resultan muy interesantes y emotivas, como la de Gamora con Nébula, Peter y Yondu o la propia historia de Rocket

Llegamos a un elemento que me tiene el corazón dividido: el malo. No voy a nombrar quién es el malo porque sería un spoiler que te cagas por la pata abajo, pero sí diré que esta vez han logrado un villano creíble, con unas motivaciones distintas a las que tienen el 99% de los malos de Marvel (salvo Loki, él solo quiere ver el mundo arder) y que tiene peso e importancia en la trama, así que bravo por ti Marvel. 

Sin embargo, estoy decepcionada por el malo. Porque no es quien yo creo que debería empezar a ser el malote de todo este universo. Y ese malote no es otro que Thanos. Señores de Marvel, han pasado ¿cuántas ya; seis, siete películas? desde que vimos por primera vez a Thanos y supimos que iba a ser el que la liara parda. 
A partir de ese momento, sus apariciones (cuando aparece, que esa es otra) se limitan a estar sentado en su trono flotante, diciendo que todo lo que hacen sus esbirros está mal, que va a tener que encargarse él PERO LUEGO NO HACE NADA. Permitidme que empiece a dudar de que este señor sea tan malo, ya que su relevancia es la misma que la de una piedra. Marvel, arregla esto pero LLYA (like si has pillado la referencia a APM).

Antes de hablar del punto más escamoso para mi de todo esto, hablemos de la banda sonora. La primera destacó por poner grandes temas que todo el mundo conocía, y esta segunda no podía ser menos. Es cierto que para mi es un pelín más floja que la primera porque tiene más temas desconocidos, pero eso no quita que no siga siendo uno de los puntos fuertes de la cinta (y cualquier bso con The Beatles -George Harrison en este caso- mejora considerablente xd).

Ahora sí, lo que menos me ha gustado: la relevancia de la historia en el Universo Marvel. Sí, la película es divertida y entretenida, pero más allá de eso, los eventos que nos cuentan no son relevantes para nada de lo que viene después. Con esto quiero decir que la película nos cuenta una historia que envuelve a uno de los personajes y que resulta interesante para el desarrollo de este mismo, pero que, vista en perspectiva global, no tiene conexión con lo que va a venir después (véase, Infinity War), con lo cual queda descolgada del resto del UCM. 

De hecho, es más relevante para la totalidad de Marvel la primera película, pues en ella salía al menos una Gema del Infinito, y aquí ni eso. El punto relevante de esta película lo encontramos en una de las escenas postcréditos, con lo que, si una escena "aislada" es más importante que una película entera, hay algo que se ha hecho mal. 
Pero bueno, al fin y al cabo,  esto es solo mi opinión, y en líneas generales os animo mucho a ir a verla, ya que es un reencuentro con unos personajes geniales y así os podéis formar vuestras propias impresiones sobre la película. Muchos besos! 

lunes, 17 de abril de 2017

ABOUT ME: PARTE 2

Hola hermosos! 
Como os prometí, intentaré que este mes haya alguna entrada más para compensar el pasado, que fue un poco (un poco bastante, mejor dicho) parco en cuanto a contenido.

Para los que os acordéis, el año pasado hice una entrada hablado un poco sobre mi y sobre mis gustos sobre cine (aquí el enlace). Dado que tuvo buena acogida, he pensado retomar el tema ahora para hablar un poco de lectura, y puede que haga una tercera entrada hablando sobre la música. So, lets go!

Primero de todo, antes de entrar en el tema libros, contaré alguna cosa de mi. Sigo estudiando Comunicación Audiovisual, siendo ya esté mi tercer año, y ojalá se acabe porque estoy un poco quemada. 
Un dato importante: hago hípica desde hace 10 años y es un deporte que me encanta y que me ha traído muchas alegrías, caballos que me encantan, amigas con las que me llevo muy bien...

Ah, y otra cosa antes de empezar: me encanta la fotografía desde siempre, pero ha sido a raíz de la hípica que me he dado cuenta de lo mucho que me gusta fotografiar ese mundo. Ahora voy poco a poco mejorando, y cada vez me gusta más (si eso es posible jajaja).

Ahora sí, libros y lectura:

1. Libro favorito: No podría elegir uno, me resultaría imposible. Hay algunos que me han marcado o "influenciado", pero no podría decir uno por encima del resto. Algunos de estos son: El libro del Cementerio, El increíble caso de Barnaby Brocket, El silencio de los Inocentes...

2. Géneros que me gustan: En general leo casi todo lo que cae en mis manos, pero sí tengo algunas preferencias. Por ejemplo, la fantasía me gusta mucho, el misterio y crimen también, así como el terror. Luego tengo los libros de juvenil, como los que puede escribir John Green, pero también me gusta la novela adulta. Aquí os dejo algunos ejemplos: El amuleto de Samarkanda, La sombra del Viento, Morir a los 27, El color de la Magia...

3. Géneros que menos leo: Probablemente sería la ficción histórica (libros tipo La catedral del Mar), los libros de aventuras y los clásicos, si es que se pueden considerar un género en si mismos. El primero es sencillo de explicar, no me llama la atención en absoluto. Alguna vez he intentado ponerme a leer algún libro de esa clase y se me hace imposible. 
En cuanto a los libros de aventuras, me pasa lo mismo. Hay muy pocos que me resulten interesantes y otros muchos me parecen un petardazo, como La Isla del Tesoro.
El caso de los clásicos es distinto. No leo clásicos porque no me gusten, que de hecho sí, sino porque no suelo encontrar el momento para hacerlo. Algunos de los clásicos que más me gustan serían: Cumbres Borrascosas, El guardián entre el Centeno, Dr. Jekyll y Mister Hyde...

4. Cómics: La verdad es que de pequeña leía bastantes cómics, en especial los clásicos, como Tintín, Asterix y Obélix, Lucky Luke y por supuesto Mortadelo y Filemón, del gran Francisco Ibáñez. Sin embargo, de un tiempo a esta parte, hace bastante que no leo cómics. 
Una amiga me prestó uno hace tiempo que tenía buena pinta, llamado Yo, Asesino, y la verdad es que leí dos páginas. Y es que me he dado cuenta de que me resulta imposible leer un cómic (que no sea de los anteriormente mencionados), porque o me centro en los diálogos, o en los dibujos, pero no en los dos a la vez, así que no avanzo y me canso.  

5. Autores favoritos: Aquí hay bastante popurrí por la cantidad de géneros distintos que leo, así que por nombrar alguno: George RR. Martin, Patrick Ness, Carlos Ruiz Zafón, Dan Brown, John Green, Joe Hill, John Boyne, Arturo Pérez-Reverte...

6. Autoras favoritas: Aquí hay un poco más de uniformidad, pues muchas de ellas escriben fantasía , aunque también hay de otros géneros: Laura Gallego, Nuria Roca, Maggie Stiefvater, Cornelia Funke, Agatha Christie, Dolores Redondo...

7. Propósitos de este año: Más allá de intentar que sea un año de mejores lecturas (cosa que de momento va bien), mi objetivo es tratar de leer a más mujeres, porque me he dado cuenta de que en mi estantería hay casi el triple de libros de hombres que de mujeres. 
Así pues, quiero tratar de arreglar esto, quiero darle (al menos en mi vida lectora) visibilidad a estas autoras, que están ahí, pero nadie quiere descubrir. Porque esta es la realidad de nuestra sociedad: para leer mujeres no basta con ir a la biblioteca, porque no las encontrarás a primera vista. Para leer mujeres tienes que querer leerlas, y solo así las encontrarás. 

Y como esta reflexión final es un poco densa para el tono que tenía la entrada, acabo dejando una foto de alguno de los libros que he nombrado más arriba y otra de mi careto, por si tenéis curiosidad en saber como soy jeje.

 




martes, 4 de abril de 2017

GHOST IN THE SHELL (EL ALMA DE LA MÁQUINA)

Hola a todos! Este último mes solo ha habido una entrada en el blog por temas de que la universidad me absorbe la vida, así que para compensar y aprovechando que ya está aquí la Semana Santa y tengo más tiempo, este mes habrá alguna entrada más, prometido ^^

Por lo pronto, hoy os traigo mi crítica de Ghost in the Shell, la última película de (mi amada) Scarlett Johansson
La cinta transcurre en una ciudad japonesa del futuro, futuro en el cual la tecnología tiene tanto peso en la vida de las personas que se usa para realizar mejoras a nivel personal. De este modo, la mayoría de la población se ha empezado a convertir en un híbrido entre ser humano y robot. 

Aquí vive nuestra protagonista, la Mayor, interpretada por Scarlett, que es el último paso en la evolución: un cerebro humano dentro de un cuerpo totalmente sintético. Ella forma parte de una división del gobierno conocida como Sección 9, encargada de los delitos informáticos. Cuando un cíber-terrorista empieza a matar a los científicos de la corporación que ayudó a crearla, la Mayor se verá envuelta en una conspiración que la hará plantearse su realidad y todo en lo que creía.

Esta es la premisa de la que parte la película, que está inspirada en un anime anterior con el mismo nombre, que a su vez está inspirado en un manga creado por Masamune Shirow
Lo que más destaca de la cinta sin duda es la fotografía y todos los efectos visuales, lo que se puede apreciar especialmente en la recreación de la ciudad en la que opera la Sección 9. Es una ciudad que ha crecido y se ha desarrollado encima de sus propias construcciones, que tiene barrios con edificios prácticamente en derrumbe y luego otros llenos de tecnología futurista, luces, colores, hologramas... 
Se nota que han invertido su tiempo en hacer que la ciudad parezca algo imposible de ver en un futuro reciente, y al mismo tiempo una realidad tangible, pues está perfectamente hecha.

Otra cosa que me ha gustado mucho ha sido como está hecho el cuerpo de la Mayor y como combinan con él los efectos especiales, como el que pueda desaparecer y camuflarse con lo que haya a su alrededor. Es un traje muy bien hecho, que no desentona para nada y que se ajusta muy bien a su cuerpo, dando la sensación de que forma parte de ella.

Valorando el trabajo actoral, Scarlett Johansson se luce siendo la protagonista absoluta de la historia. Dado que, salvo por su cerebro, la Mayor es enteramente cibernética, Scarlett consigue que el personaje no tenga un comportamiento meramente robótico, sino que saca a flote esa humanidad que aún le queda: con como se expresa, que tenga sentido del humor (tampoco nos pensemos que mucho, eh), que tenga dudas y se cuestione a sí misma... En definitiva, con el desarrollo de la película hace que como espectadores empaticemos con ella. 

Lo negativo de centrar tanto la historia en su personaje, es que los secundarios salen perjudicados, porque no se les presta demasiada atención. Del grupo de compañeros de la Mayor, salvo Batou (interpretado por Pilou Asbae) y Daisuke Arakami (interpretado por Takeshi Kitano), el resto apenas aparecen un par de veces en pantalla y son bastante prescindibles.

El otro punto negativo es el villano de la historia, Kuze (interpretado por Michael Pitt, que no es pariente de Brad Pitt). El diseño del personaje es espectacular, al igual que la actuación de Michael, mostrando toda la rabia contenida pero a la vez toda la fragilidad y el miedo. El problema son sus motivaciones, que comparadas con el resto de la película y las preguntas filosóficas que plantea, se quedan un poco "básicas".

Por último, me gustaría hablar de estas preguntas filosóficas que he nombrado antes. No he visto el anime anterior, pero muchas de las críticas que he leído hacen referencia a que, aunque sin tanta profundidad como el original (no olvidemos que esto es un producto hollywoodiense), han mantenido el sub-contexto metafísico que caracteriza a la obra.

Con esto quiero decir que, más allá de las peleas, los tiros y los efectos especiales, en la película subyacen una serie de cuestiones que llegan al espectador a través del personaje de la Mayor, tales como:

 ¿Hasta que punto la evolución de la tecnología es buena?
 ¿Sigues siendo humano aunque solo quede de ti una mínima parte?
 ¿Qué dice de nosotros que como sociedad solo nos interese mejorarnos  tecnológicamente para ser más presumidos?
 ¿Hasta que punto se considera legítimo hacer cosas cuestionables si sirven para  un supuesto bien mayor?
 ¿Dónde están los límites de lo correcto en un mundo híper conectado?
 ¿Cómo de fina es la línea entre el bien y el mal?

Así pues, recomiendo mucho esta película, no solo por lo que se ve en pantalla, sino también por lo que te hace pensar una vez que has salido de la sala. Espero que os guste! 


martes, 21 de marzo de 2017

KONG : LA ISLA CALAVERA

Hola corazones! (hoy me siento Anne Igartiburu)
Con una semana de retraso, porque no se puede decir que vaya sobrada de tiempo, hoy os traigo la crítica de Kong: La Isla Calavera, la última película del super mono.

Esta nos cuenta la historia de un grupo de científicos que, en 1973, capitaneados por Bill Randa (John Goodman) van a explorar una isla que hasta el momento había permanecido oculta. Para ello reclutan los servicios de James Conrad (Tom Hiddleston), un rastreador retirado del ejército británico, la tropa del Coronel Packard (Samuel L. Jackson), que estaba a punto de retirarse de Vietnam y de una reportera anti guerra llamada Mason Weaver (Brie Larson). Al llegar a la isla se darán cuenta de que nada es como pensaban y que no se trata solo de una misión de exploración y rastreo, ya que en esa isla vive Kong, el rey. 

Esta película se engloba en una especie de universo de monstruos que están creando Legendary Pictures y Warner Bros., en el que también se engloba la última película de Godzilla, dirigida por Gareth Edwards en 2014 (una peli que, si me preguntáis a mi, no obtuvo el reconocimiento que merecía, pero esa es otra historia). 

Esta cinta también está dirigida por un director ajeno al mundo de los blockbusters, ya que el director Jordan Vogt-Roberts solo había rodado una película anterior, que se podía englobar dentro del cine indie.

Así pues, para mi uno de los puntos fuertes de esta cinta es el tratamiento del color que le aplica el director, así como la fotografía, resultando de esto planos muy impresionantes, como el primer enfrentamiento de los helicópteros con Kong, donde destacan los tonos anaranjados y rojizos.

O la presentación de ciertos escenarios, como la isla, con una gran presencia de verdes y azules, o el lugar en el que viven los "gusanos calavera", los malos de esta historia, con tonos tierra y beige. Creo que aporta mucha personalidad a la película y hace que te entre por los ojos.

También destacan mucho y para bien los efectos especiales, pues todos los bicharracos, en especial Kong, están muy logrados, tan bien integrados con el paisaje y los actores que como espectador no dudas en ningún momento que el gorila y los otros animales sean reales. 

En general la trama de la historia está bastante bien llevada, con nuestros protagonistas intentando escapar de la isla cuando vean que en realidad no deberían haber entrado nunca (menos aún tirando bombas, es que el ser humano es la repera), pero también tiene algunas situaciones absurdas, como el hecho de que un tío que lleva atrapado la friolera de más de 20 años en esa isla reciba tan normal a las primeras personas que ven en más de dos décadas como si hubiera entrado hace dos días en el islote.
O que los científicos contraten a un rastreador para "rastrear" a un mono que mide 30 metros de alto, por si no se le ve bien o algo (srly?)

Otra de las cosas más flojas son los personajes, que son de cartón piedra y simplemente están ahí para llevarte a través de la historia, pero que son más planos que una tabla de planchar y que tienen cero desarrollo. Para muestra, los dos "protagonistas" y el colega atrapado en la isla desde la Segunda Guerra Mundial:

James Conrad: Es un rastreador que te cagas del ejército inglés que se pasa el tiempo que están en la isla con cara de mala leche, diciendo que todo lo que hace Packard está mal (que tiene razón, también es verdad) y tratando de que la gente le haga caso. Rastrear poco, porque como ya he dicho el mono es así como grandecito. 

Mason Weaver: Es la fotógrafa de la expedición. Y ya está. Osea no hace nada más que sacar fotos. Cada vez que tiene cinco minutos de protagonismo, en pantalla sale haciendo fotos. Muchacha, que sí, que es tu trabajo, pero estás en una tierra que intenta matarte a cada paso que das, suelta la cámara un rato hasta que estés a salvo. Sí, no es una damisela en apuros, pero es que hace tan poco que casi daría igual que lo fuera. 

Hank Marlow: Es el tipo que lleva atrapado la tira de años en la isla y que solo sirve para ser el elemento gracioso de la misma, porque a pesar de que lleva más años que nadie en el atolón, nadie le hace ni puto caso cuando dice "no deberíamos ir por ahí, hay monstruos" o "Kong no es el malo, dejadle en paz", étc. Así pues, está para dar la puntilla simpática a la película, pero ya está. Si no incluyes al personaje, la peli ni lo nota. 


Aún a pesar de esto (que es lo que yo ya daba por hecho, no iba a ver una película profunda o de personajes OSEA ES UN MONO GIGANTE, DE QUE ESTAMOS HABLANDO) es un filme que se disfruta mucho si te dejas llevar por lo que te cuenta, muy apto para pasar un buen rato y olvidar un poco la vida real, que es aburrida porque no tiene bichos como Kong (o Godzilla, al que hace una pequeña referencia y contra quien se enfrentará en una próxima película). Os la recomiendo para una tarde entretenida. Besos!



jueves, 23 de febrero de 2017

LA VERDAD SOBRE EL CASO HARRY QUEBERT

Hola muchachos! Hoy os traigo una nueva reseña (madre mía estoy on fire con los libros) de una gran novela que leí hace poco. Vamos a ello.

El libro en cuestión es La verdad sobre el caso Harry Quebert, del autor Joël Dicker. En concreto, nos cuenta la historia de Marcus, un escritor que con su primera novela a alcanzado un grandísimo éxito en Estados Unidos y que, sin embargo, se encuentra bloqueado para escribir un segundo libro.
Acosado por las presiones de su editor, Marcus recurre a su antiguo profesor y amigo Harry Quebert, uno de los escritores más respetados de los últimos años en América. Este promete ayudarlo y lo acoge en su casa de Aurora, una pequeña ciudad del interior de EEUU. 

Allí todo parece discurrir con tranquilidad hasta que en el jardín de la casa de Harry se descubre el cadáver de Nora, una joven que desapareció hace casi 30 años.Para colmo, Nora y Harry habían mantenido una relación cuando ella solo contaba con 15 años y él con 30, lo que hace que aún sea más sospechoso. Dadas estas circustancias, Marcus deberá tratar de demostrar la inocencia de su amigo a la vez que intenta escribir una segunda gran novela. 


Esta es la premisa de la que parte Joël Dicker para contar una historia a la par fascinante y tenebrosa, pues la niebla que envuelve la desaparición de Nora es muy densa, llena de los secretos más inconfesables. 
Es un libro narrado con mucha agilidad, con unos personajes bien desarrollados y un misterio muy bien llevado, porque cada vez que piensas que has llegado a una conclusión lógica, que has descubierto una pista importante, o que como lector tienes una hipótesis concluyente sobre el misterio, el autor da una nueva vuelta de tuerca que cambia toda la percepción de la trama.

Es un libro que se devora, no solo por su narrativa, sino también por como está distribuida la intriga, haciendo que las casi 700 páginas que tiene (sí, este también es un poco tocho, como el anterior) se te pasen volando por lo metido que estás en la historia.

Poco más puedo decir de este libro sin caer en spoilers (que evitaré totalmente porque sería una desgracia), así que solo os lo puedo recomendar muy fuertemente, porque tanto si sois lectores de este tipo de historias o no, os prometo que os va a enganchar y vais a alucinar con la historia. Disfrutadlo tanto como he hecho yo!!!