sábado, 21 de enero de 2017

LA LA LAND

La La Land o cantando a la vida.

Muy buenas a todos, hoy os traigo la crítica de una película de la que seguro no habéis oído hablar, porque apenas la han publicitado en los medios de masas (ironía alert). Se trata de la última película del director de Whiplash, Damien Chanzelle, La La Land, subtitulada aquí por algún motivo desconocido La Ciudad de las Estrellas
Tiene como protagonistas a los maravillosos Ryan Goslin y Emma Stone, de quienes hablaré más adelante, ahora vamos a contar de que va esta nueva maravilla del séptimo arte.

La película nos cuenta la historia de Mia (Emma Stone) una aspirante a actriz que trabaja en una cafetería mientas asiste a casting tras casting para lograr un papel que la lleve poco a poco a la fama. Por otro lado tenemos a Sebastian (Ryan Goslin), un gran pianista cuyo sueño es abrir su propio club en Los Ángeles para así salvar al Jazz, que él considera se ha empezado a desvanecer. Buscando cumplir sus respectivos sueños, sus caminos se cruzarán, dando lugar a una hermosa historia de amor, desamor, realidad y sueños.


Una vez dicho esto, hablemos de por qué esta película es una pequeña gran joya. Empiezo por la música, por tratarse de un musical. La película empieza con un gran número musical, te que mete de lleno en la dinámica de la historia. Después, ni una sola de las canciones desentona con el resto, desde las más animadas como Someone in the crowd hasta las más tranquilas como la preciosa City of stars
Por supuesto, todos los números musicales son impecables, algunos grabados sin cortes, con todo el trabajo que conlleva eso. A parte, la banda sonora a cargo de Justin Hurwitz también combina perfectamente con lo que se ve en pantalla. 

Dejando de lado la música, la película destaca visualmente por la estética y la fotografía. Colores muy vivos y llamativos, sobretodo al principio en el vestuario de Mia y una gran dirección de fotografía, con todos los planos de Los Ángeles, o imágenes tan bonitas como la escena del planetario. Así pues, ir a verla en pantalla grande hace que estos detalles de luz y color destaquen y se puedan apreciar mucho mejor. Es de esas películas que te entran por los ojos. 

Pero sin duda, el mayor atractivo para ir a ver esta película es la dupla de protagonistas, los fantásticos Emma Stone y Ryan Goslin. Esa química tan fantástica y chispeante que tienen entre ellos te atrapa aunque no quieras y te lleva de la mano toda la película. 
Como actores ambos son estupendos y dotan de profundidad y vida a sus respectivos personajes, pero es sin duda cuando actúan juntos cuando mejor se complementan el uno a la otra y viceversa, creándose una especie magia en pantalla (para que os hagáis una idea, podrían hacer un anuncio de garbanzos y te quedarías pegado a la pantalla de igual manera pensando que son maravillosos y una OTP máxima) que te envuelve.
Para mi son sin duda un acierto de casting como un pino, porque lo hacen tan bien (no me caso de decirlo, help me) que te crees lo que estás viendo a pies juntillas, olvidando que, por desgracia, la vida no es un musical.

Por último, que no menos importante, hablo del mensaje de la historia. Esta es una película que te anima a luchar por tus sueños, a llevarlos adelante pase lo que pase y te diga el resto lo que te diga. Sin embargo, no deja de lado la (generalmente) maldita realidad, que demuestra que nada es tan fácil como nos gustaría, y que, a veces, nuestros sueños se cumplen, pero a precios más altos de los que nos gustaría, dejando cosas por el camino que no habríamos querido dejar.
El final de la película ejemplifica esto perfectamente. Es un final duro, pero realista y que cierra perfectamente la historia. Así, aún dejándote un sabor agridulce, sabes que ese es el final perfecto. 

Poco más os puedo decir, salvo que, si tenéis alguna reserva contra los musicales la dejéis de lado, porque si vas a ver esta película no vas a ver un género. Vas a disfrutar de buen cine, que es lo que importa al final. 

                     

martes, 10 de enero de 2017

RETO CINÉFILO/ READING CHALLENGE 2017

Hola a todos de nuevo! Bienvenidos al primer post de este nuevo año 2017. Como no puede ser de otra manera, empiezo con los nuevos retos de cine y lectura que nos propone POPSUGAR.

Antes de dejaros los links donde podéis descargaros los respectivos pdf, voy a hacer un pequeño repaso de cómo se me dieron a mi los del año pasado. Empiezo con el Reto Cinéfilo:

Estoy bastante contenta con el resultado, porque si bien es cierto que no he completado todas las categorías, esto es debido a que muchas pelis que he visto no encajaban en ninguna de las que me quedaban vacías, no a que no viera las 52 propuestas o más incluso (aunque alguna vez hice algo de trampilla, no lo voy a negar jeje). Aquí os dejo unas fotos que hice al final del año, por si os interesa apuntar alguna de las películas que fui viendo.


 

(Espero que se vean bien, porque las hice con el móvil y no se yo)

El Reading Challenge ya es otra cosa. Como ya comenté en la entrada de Lecturas 2016, el año pasado fue paupérrimo en cuanto a lecturas y tiempo para leer, de ahí que haya quedado tan desierto el reto como vais a ver a continuación. Espero que este año mejore y que, aunque no consiga completar todos los libros (porque hay algunas categorías que se las traen), las lecturas que haga sí sean más satisfactorias.



Bueno, vayamos ahora al turrón, a lo que os interesa. POPSUGAR es la web inglesa que ha vuelto a crear el challenge, y como el año pasado, aquí os dejo el enlace para aquellos que os animéis a intentarlo: Reading Challenge (recordad pinchar en download our printable para descargaros el pdf :)

Y aquí tenéis su equivalente español y adaptado al cine, el Reto Cinéfilo. Lo ha adaptado una señora muy simpática de Twitter, así que os dejo el enlace al tweet para que podáis verlo: @mayapalmer (si bajáis en las respuestas del tweet encontraréis una con un enlace para descargarlo en pdf igual que el anterior)

Aquí acaba el post, espero que hayáis tenido un buen inicio de año, yo aquí os espero como siempre con mis críticas, reseñas y alguna que otra cosa inclasificable. Empezamos el año!

sábado, 31 de diciembre de 2016

LECTURAS 2016

Holi! Hoy no os traigo ninguna crítica, pues no he tenido mucho tiempo para ir al cine últimamente, así que os dejo una reflexión que he hecho sobre mi año lector.

(En próximos posts haré una revisión de mis resultados en el Reto Cinéfilo y Reading Challenge 2016, de los cuales hice un post a principios de año, cuando aún no habían muerto tal cantidad de famosos -en serio, que demonios ha pasado este año- aquí el enlace)

La verdad es que este año ha sido un poco paupérrimo en cuanto a lecturas se refiere. La universidad me ha quitado muchísimo tiempo, más del que pensaba en un principio, y yo no leo despacio, pero sigo necesitando mis momentos de relajación para decir: ahora es un buen momento, vamos a retomar este libro.

Casi no ha habido momentos así este año, en especial en tiempo lectivo, lo cual me ha llevado a estancarme en una crisis lectora. Cuando podía leer los libros no me gustaban, y cuando cogía uno que me volvía a meter en el cauce, no tenía tiempo para dedicarlo.
Esto avivó el hecho de que, cuando no tuviera que estar en clase perdiendo el tiempo, o haciendo trabajos en casa, lo que hacía yo era ver una película o una serie, porque tenía "miedo" de que si empezaba otro libro no me gustara y todo volviera a empezar de nuevo.

Yo soy de las que piensan que tener bloqueos o crisis lectoras es algo normal, y que dejar de leer o leer menos que otras veces no iba a afectar a mi gusto por los libros, que lo tengo desde pequeña. Pero sí es frustrante ver como algo que te gusta se estanca.

De este modo, cuando más he podido recuperar el gusto por la lectura ha sido en los períodos de vacaciones, en especial ahora en Navidad, pues he leído dos libros y voy para el tercero. Aquí os dejo una pequeña reseña de cada uno de ellos, ambos me han gustado mucho, así que quizá si les dais una oportunidad a vosotros también os gusten :)

Los demás seguimos aquí:La última novela publicada en España del maravilloso Patrick Ness. Nos cuenta la historia de Mickey y sus amigos, unos chicos de último año de instituto en Estados Unidos.

Lo que me encantó de esta historia es que está enmarcada en el tipo de género juvenil que tiene personajes con super poderes y que están destinados a salvar el mundo y a hacer grandes cosas, pero en lugar de centrarse en ellos, el autor se centra en "los demás". 
Es decir, en todas aquellas personas normales que viven con estos "héores" (denominados en el libro como indies) y que se ven afectados por sus acciones, llevando la narración a través de Mickey y sus colegas.
Me pareció un planteamiento muy interesante, que no se había abordado antes en la literatura juvenil . La historia en sí no tiene un inicio y un final, pero tampoco lo necesita, ya que lo que importa son los personajes y sus características, como son, que sienten, cuales son sus problemas. Es una novela divertida, crítica y mordaz que yo recomiendo a todos los que se hayan cansado de héroes juveniles y quieran leer algo sobre esa gente que vive con ellos que, por primera vez, son los protagonistas de la historia. 


Pax: Esta novela, escrita por Sara Pennypacker e ilustrada por Jon Klassen nos cuenta la historia de Peter y su zorro Pax, al que, obligado por su padre y una guerra inminente, abandona en el bosque. Sin embargo, espoleado por el sentimiento de culpa y amistad, Peter se recorrerá kilómetros para volver a buscar a Pax.

Esta es una historia que me ha tocado mucho, pues es tierna, pero a la vez dura, con un mensaje poderoso: no abandones a tus seres queridos. Me ha gustado especialmente el hecho de que la narración fuera saltando de Peter a Pax, contando también como ve desde su punto de vista el abandono de su amigo.

Es conmovedora, y un alegato en favor de la amistad y el amor, en contra de la guerra que llevó al padre de Peter a obligarle a abandonar a su amigo. Remueve muchos sentimientos por dentro, y a mi me tocó la fibra por varios motivos. La recomiendo encarecidamente, uno de los mejores libros que he tenido la oportunidad de leer. 


Gracias a todos por seguir apoyando este blog un año más, significa mucho para mi. Tengo muchos posts ya pensados para el futuro y espero que podamos compartirlos. Feliz año nuevo!

martes, 29 de noviembre de 2016

ARRIVAL (LA LLEGADA)

Arrival o "a lo mejor podemos hablar con los aliens en lugar de pegarles tiros nada más llegar"

Buenas! Como ya habréis deducido por el título, la crítica de hoy está dedicada a Arrival (o La Llegada en español), la última película de Denis Villeneuve (Prisioneros, Enemy o Sicario). La película nos cuenta la historia de Louise Brooks (Amy Adams) e Ian Donnelly (Jeremy Renner), una experta en lingüística y un científico que serán reclutados por el ejército de EEUU cuando 12 naves alienígenas aterricen en la Tierra, para así poder comunicarse con los visitantes del espacio exterior. 

La verdad es que es un peliculón. Nunca me han gustado mucho las pelis de ciencia ficción, y he de decir que esta es una de las pocas películas de aliens que he visto en mi larga vida cinéfila. Me llamó el tráiler mucho la atención, porque no parecía la típica Independence Day o similar, sino algo más profundo. Así que cogí las entradas para verla en VOSE en cuanto vi que la ponían y como fui sin expectativa alguna (solo a ver que era aquello) flipé en colores. 

Lo primero, quiero destacar la historia. O más bien, como la ha enfocado el director, Denis (permíteme que te tuteé, querido). La historia ya la conocemos, porque se han rodado mil películas sobre invasiones alienígenas, pero esta se centra en tratar de entenderlos, dando prioridad a que tanto los extraterrestes como nosotros aprendamos mutuamente el lenguaje del otro, para así llegar a un entendimiento y contestar la pregunta que mueve toda la película: ¿qué quieren los aliens?

Lo siguiente a destacar es la maravillosa interpretación de Amy Adams. Esta gran actriz nos regala una increíble actuación. Logra que nos identifiquemos con Louise, que sintamos lo que ella siente cuando entra en la nave, cuando estudia el lenguaje alienígena o cuando revive su pasado. Además ella lleva todo el peso de la película, es el personaje más importante, y aunque recibe apoyo del resto, ella es la que decide, la que propone, la que lleva adelante la investigación. Y dios sabe la falta que hacen más personajes femeninos así. 

Jeremy Renner se compenetra muy bien con Amy, y su interpretación también es muy buena, con lo que logra que nos veamos reflejados en su inquietud, curiosidad y ganas de conocer lo que entrañan los extraterrestres (al fin y al cabo, es científico). En general, son dos grandes protagonistas (además Jeremy tiene un algo que hace que todos sus personajes te caigan bien). 

Otro punto (y que punto OMG) a favor es la envolvente banda sonora. Está a cargo de Jóhann Jóhannsson, compositor habitual del director. Es simplemente perfecta, pega absolutamente con todo el tono de la película, y cuando los personajes no hablan, lo que sucede en varios momentos, la música suena y te atrapa. No sé con que instrumentos la habrá compuesto, pero es una de las mejores BSO que yo he escuchado en mucho tiempo. Es inquietante, misteriosa, rara... Va a juego con todo lo que es el filme (de hecho estoy haciendo la crítica mientras la escucho). Si podéis escucharla, en Spotify o donde sea, hacedlo. 

Ahora entramos en el farragoso terreno de las teorías y cabos suetos que se me quedaron tras ver la cinta, porque salí del cine con muchas preguntas rondando mi cabeza. Puede que haya spoilers aquí abajo, así que si dejáis de leer, mi conclusión es que es una de las grandes películas de este año y que merece mucho la pena. 

Estos son los artículos que leí y que me sirvieron de mucho a la hora de despejar dudas que me podrían haber quedado sobre la película: 

  1. http://www.lacabecita.com/2016/11/la-llegada-arrival-se-puede-cambiar-el-mundo/
  2. http://elcondensadordefluzo.blogs.fotogramas.es/2016/11/19/critica-arrival-de-denis-villeneuve/
  3. http://www.fotogramas.es/Festival-de-Venecia/2016/La-llegada-Arrival-entre-la-luz-del-lenguaje-y-las-sombras-de-la-emocion
  4. http://www.lashorasperdidas.com/index.php/2016/11/18/critica-de-la-llegada-arrival/
  5. http://www.fotogramas.es/Cinefilia/La-llegada-6-preguntas-que-siguen-rondando-nuestra-cabeza-tras-ver-la-pelicula


La primera duda que me surgió es si los aliens podían ver el futuro. Gracias a una serie de artículos (los que he dejado encima) que leí tras ver la película descubrí que no es que pudieran ver el futuro exactamente, sino que era algo más complicado. Se supone que, una vez que empiezas a entender el idioma extraterrestre, empiezas a percibir el tiempo como ellos lo hacen, y ellos lo ven de manera circular. 
Esto quiere decir que una vez iniciado en el idioma, empiezas a ver toda tu vida, pasado, presente y futuro mezclado, porque carece de la dimensión que nosotros le hemos dado. Esto explica que, lo que al principio parece el pasado de Louise (la muerte prematura de su hija), se acabe revelando que es parte del futuro. Eso sí, solo puedes ver los momentos del futuro que te incumben a ti, es decir, tu propia vida. No más allá.

La otra gran pregunta es que quieren los alienígenas. O más bien, que pretenden que hagamos cuando vuelvan. Durante la película vemos que ellos nos quieren dar algo que creen que vamos a necesitar en el futuro, y durante el desarrollo de la misma vemos que lo que nos quieren facilitar es su idioma. Lo que no se aclara es el motivo por el que nos lo regalan. El motivo por el que volverán 3000 años después a por nuestra ayuda. 

Otra duda que tengo es por qué el marido de Louise la dejó. Una vez que vemos que la enfermedad de su hija no es algo que pertenezca al pasado, sino al futuro, al final descubrimos que Louise e Ian se convierten en marido y mujer. Aún a sabiendas de lo que le pasará a su hija, Louise decide tener el bebé. Sin embargo, antes de descubrir esto, Louise dice (en el presente, tras una visita a la nave alienígena) que ya sabe porque la dejó su marido. Yo no he llegado a entender a que se refería. Quizá a la enfermedad de la niña, quizá a algo que no entendió. Si la película lo explicó yo no me enteré xD






domingo, 6 de noviembre de 2016

DOCTOR STRANGE

Doctor Strange o cuando mezclas LSD con trippies.

Hoy (por fin, hace una semana que vi esta peli), os traigo mis impresiones sobre lo último de Marvel, que introduce en su universo cinematográfico un personaje no demasiado conocido por el gran público como es el Doctor Stephen Strange.

La cinta nos cuenta la historia del neurocirujano Stephen Strange, una eminencia en su campo de trabajo y una persona con un alto (mejor dicho altísimo) concepto de si mismo. Strange sufre un terrible accidente de coche que le deja con sus manos prácticamente inutilizadas, por lo que ya no puede dedicarse a su trabajo, que era su mayor pasión. Obsesionado con encontrar una manera de curar sus manos, su viaje lo llevará hasta Katmandú, donde encontrará respuestas a preguntas que se hacía y a otras que ni tan siquiera podía imaginar.


Esta es sin duda para mi una de las mejores películas de Marvel en los últimos tiempos, al nivel de la primera de Iron Man, una de las grandes joyas de su universo cinematográfico. Da para hablar bastante, así que abramos los apartados de cosas buenas y malas.

Cosas malas: 

La historia: Me explico. No la historia del Doctor Strange, esa es perfecta y además te introduce muy bien en el contexto del personaje abriendo puertas a todo lo que vendrá. Me refiero al arquetipo que tienen todas las películas de Marvel, en especial las de origen de personaje como esta. 
Es decir, siempre son iguales: se nos presenta al protagonista para que veamos su situación y su forma de ser, ocurre algo (generalmente trágico) que cambia su concepción sobre la vida, hace un largo viaje que le muestra sus capacidades para ser mucho más de lo que piensa y BUM, superhéroe nuevo. 

Esto acaba por ser repetitivo, y no creo que los guionistas no tengan otra manera de contar la evolución del personaje desde un egocéntrico y muy pagado de sí mismo neurocirujano, a un egocéntrico y un poco menos pagado de sí mismo hechicero (porque no os voy a engañar, evoluciona, pero en el fondo es como Tony, se ama a sí mismo por encima de todo y eso no va a cambiar xd).
Creo que Marvel necesita dejar de reciclar siempre la misma fórmula para que el público no se canse de ver siempre el mismo esquema (la trama es otra cosa, insisto)

El malo (as always): Y digo como siempre porque este es el punto más débil de Marvel con diferencia. Aquí nos presentan como antagonista a Kaecilius, un hechicero que decide traer a la Tierra la "Dimensión Oscura", donde habita un poderoso ser que destruye todo lo que se pone en su camino. 
Además, por si fuera poco, está interpretado por Mads Mikkelsen, un actorazo de tomo y lomo que se luce cuando sale. ¿El problema? Que las motivaciones del malo son un cliché como una casa (véase te has portado mal conmigo pues ahora me enfado y no respiro), con lo que resulta manido y aburido. 
Marvel ha desperdiciado un actor estupendo con un malo olvidable que tiene unas líneas de guión bastante flojas y que resulta bastante plano, porque como no se ahonda en su personalidad no sabes que le ha llevado a ser como es (los que escribieron a Loki. Que vuelvan YA).

Fin de las cosas malas. Vayamos a lo bonito ahora, basta de soltar veneno.

Cosas buenas: 

El reparto maravilloso: Es cierto que es Benedict Cumberbatch el que más destaca, pues no es solo el protagonista, sino que además crea un personaje con el que conectas rápido y que, aún a pesar de su egocentrismo, consigue que te caiga bien en cuestión de minutos. Además, han sabido explotar muy bien el lado cómico del actor, de modo que los chistes que se intercalan en la trama quedan perfectos. 
No nos podemos olvidar de Tilda Swinton, que como en todo lo que hace, está soberbia. Al principio hubo controversia cuando se supo que ella iba a interpretar un personaje que en los cómics es hombre y asiático (El Anciano), pero cualquier queja se puede acallar con su actuación. Roba cada escena en la que aparece (sí, la amo, que pasa).

Ya he hablado de Mads Mikkelsen antes, para poner a caldo a su personaje, pero a él desde luego es imposible. Da igual lo malo que sea el guión en sus partes o que le den un personaje más plano que una tabla de planchar. Es salir e imponer respeto. Y con ese maquillaje en los ojos aún más. El personaje estará mal desarrollado, pero él lo borda (por algo es Aníbal el Caníbal en Hannibal). 

La única del reparto final que me gustaría haber visto algo más es a Rachel McAdams. Su personaje (la enfermera Christine Palmer) para mí podría haber dado mucho más juego, pues se deja ver que tiene una historia con Strange, algo en lo que se podría haber ahondado algo más. De todos modos, siempre que sale está estupenda <3.

Los efectos especiales: Y aquí entran las dimensiones, los bucles temporales, la magia... Todo está perfectamente construido y no hay una sola cosa fuera de lugar que te saque de la historia y puedas decir: ah espera, que estas cosas no son reales. 
Tu como espectador sabes que eso no pasa, pero los efectos están tan bien conseguidos que se te olvida. A destacar el momento en el que, dentro de la "dimensión espejo", Nueva York empieza a doblarse sobre si misma y se crean como 4 Nueva York dentro de una sola (mind blow). 
O el momento en el que, nada más haber llegado a Kamar-taj, nuestro buen Doctor es lanzado por La Anciana a través de todas las realidades y dimensiones del "multiverso" (empezáis a entender el por qué del título de esta entrada?). 
Es una pena que en los cines de mi ciudad no haya posibilidad de acceder a un buen 3D, porque os aseguro que si ya molaba ver los efectos en normal, tiene que ser la droga verlos en tres dimensiones (es más caro, pero seguro que en esta ocasión merece la pena).

Por último, pero de ninguna manera menos importante, la capa. LA CAPA en mayúsculas. Esa capa roja tan resulona que lleva en los pósters es mucho más importante y carismática de lo que se pueda pensar en un principio. De hecho, llega a convertirse casi en un personaje más de la función (uno adorable, por cierto). Cuando la veáis entenderéis porque digo esto. 

Espero que la disfrutéis tanto como lo he hecho yo. Besos!